CENTROS DE SKI

 

La nieve, eterna acompañante de los inviernos capitalinos, es la invitada más esperada en los meses fríos que comienzan cada junio con las primeras lluvias. Los grandes centros de ski que se ubican sobre los 2.000 metros de altura se comienzan a vestir de blanco e invitan a su gélida fiesta a todos los que aman la acción y adrenalina del ski y snowboard. Si quieres experimentar las mejores pistas de Sudamérica, sólo debes viajar 40 km al este del centro de Santiago e internarte cuesta arriba por el relieve andino. Ante tus ojos aparecerán los más conocidos centros de montaña como Farellones, El Colorado, La Parva y Valle Nevado. Todos cuentan con instalaciones hoteleras, restaurantes, servicios de arriendo de equipos y pistas para todos los niveles, desde aprendices a expertos que se deslizan "fuera de pista. Las posibilidades de cada temporada no se limitan al ski o snowboard. Las opciones se han vuelto más radicales y democráticas en gustos: en motos de nieve podrás explorar amplios territorios, o experimentar el catski, ski todo terreno, que ha ganado adeptos entre los deportistas con más experiencia. Mientras que lo "top" sigue siendo el heliski, opción de traslado en helicópteros que te pueden llevar donde la naturaleza es pura y donde muy pocos afortunados han puesto un pie. O un ski.